Conceptos Básicos de DNS

Categorías
< Todos los temas

Al usar los servicios de Blazar, es posible que de vez en cuando tengas que cambiar la configuración de DNS de tu dominio. A continuación se indican algunos términos habituales y se explica cómo se aplican a los servicios de Blazar. Consulta también el artículo Conceptos básicos de los nombres de dominio.

DNS
DNS corresponde a las siglas en inglés de «Domain Name System», es decir, «Sistema de nombres de dominio». Este sistema es básicamente la agenda telefónica de la Web que organiza e identifica dominios. Mientras que una agenda telefónica traduce un nombre como «Blazar Networks» en el número de teléfono correcto para llamar, el sistema DNS traduce una dirección web como «www.blazar.mx» en la dirección IP física, como «51.79.84.41», del ordenador que aloja ese sitio.

Cuando utilizas servicios de Blazar, debes modificar periódicamente tu configuración de DNS para implementar varias herramientas y servicios. Para ello, cambia varios tipos de registros DNS. Por ejemplo, cambiarás los registros MX de tu dominio para dirigir el correo electrónico de tu dominio a los servidores de correo de Blazar.


Registro MX
Los registros MX (del inglés «Mail Exchange», intercambio de correo) dirigen el correo electrónico de un dominio a los servidores que alojan las cuentas de usuario del dominio. Para configurar la entrega del correo, debes apuntar tus registros MX a los servidores de correo de Blazar asignados a tu cuenta. Se pueden definir múltiples registros MX para un dominio, cada uno con una prioridad diferente. Si el correo no puede enviarse mediante el registro de prioridad más elevada, se utilizará el registro siguiente y así sucesivamente.


Registro TXT
Un registro TXT es un registro DNS que proporciona información de texto a fuentes externas a tu dominio y que se puede utilizar con distintos fines. El valor de los registros TXT puede ser texto legible por máquinas o por personas. En los servicios de Blazar, estos registros se usan para verificar la propiedad de un dominio e implementar medidas de seguridad de correo electrónico, como SPF, DKIM y DMARC.

Registro CNAME
Un nombre canónico o registro CNAME enlaza un nombre de alias con otro nombre de dominio canónico o auténtico. Por ejemplo, www.example.com puede enlazar con example.com. En los servicios de Blazar, puedes usar registros CNAME para personalizar direcciones de servicios de Blazar.


Registro A
Un registro A o de direcciones (también denominado «registro de host») vincula un dominio con la dirección IP física de un ordenador en que se alojan los servicios de ese dominio. En los servicios de Blazar, estos registros pueden añadirse para habilitar direcciones de dominio simple.


Registro NS
Los registros de Servidor de nombres (NS, del inglés «Name Server») determinan los servidores que comunicarán la información del DNS de un dominio. Por lo general, dispones de registros de servidor de nombres principales y secundarios para tu dominio. Cuando utilizas servicios de Blazar, puedes configurar registros NS que señalen a los servidores de Blazar cuando se hagan consultas de DNS.


Tiempo de vida (TTL)
TTL es un valor de un registro DNS que determina el número de segundos antes de que se apliquen los cambios posteriores realizados en el registro. Cada registro DNS de tu dominio, como un registro MX, un registro CNAME, etc., dispone de un valor TTL. El valor TTL actual de un registro determina cuánto tardará en aplicarse cualquier cambio que realices. Por ejemplo, los cambios realizados en un registro que tenga un valor TTL de 86,400 segundos tardarán hasta 24 horas en aplicarse.

Ten en cuenta que el cambio del valor TTL de un registro afectará al tiempo que tardará en aplicarse cualquier cambio posterior. Recomendamos ajustar un valor TTL de 3600, que indica a los servidores de Internet que comprueben cada hora si hay actualizaciones en el registro. El TTL solo se aplicará cuando venza el periodo anterior. De este modo, la próxima vez que actualices el registro, el cambio tardará hasta una hora en aplicarse. Por ejemplo, para que los cambios posteriores se realicen con mayor rapidez, si crees que podrías necesitar deshacer un cambio, puedes establecer un valor TTL más corto, como 300 segundos (5 minutos). Cuando los registros se hayan configurado correctamente, recomendamos ajustar un valor TTL de 86,400. De este modo, se indica a los servidores de Internet que comprueben las actualizaciones en el registro cada 24 horas.

Anterior ¿Por qué mi navegación es más lenta de lo que contraté?
Tabla de contenidos